Blog

Adentrándonos en la Fotografía de Moda

Click…Flash!!! Click…Flash!!! Pose, pose y más pose. Es el momento de una sesión de fotos de moda, un no parar tanto para la modelo como para el fotógrafo, continuamente cambiando de ángulo, postura, indicando las mejores poses… En efecto, se trata de la fotografía de moda.

Adentrándonos en la fotografía de moda

 

Esta rama de la fotografía se comenzó a considerar tan sumamente importante que, aunque sea un género, tiene cabida para un artículo entero. La fotografía de moda es una parte de la fotografía publicitaria, no obstante, no solo se trata de vender un bolso, una blusa, cosméticos… También se promociona al modelo o la colección de una pasarela de moda. La idea, claramente, es vender el producto, pero va mucho más allá de este concepto, la rama artística asoma para darle la vuelta. Muchas veces una fotografía narra una historia, nos quiere decir algo, nos vende el producto con una historia, lo que impacta mucho más en el consumidor. 

 

Es imprescindible que el fotógrafo cuente con amplios conocimientos de fotografía, tanto técnicos como creativos, ya que no solo debe entender qué luces o focos usar, colores, enfoque… sino entender las tendencias que llegan, crear nuevas e ir evolucionando la mirada en la fotografía. Y como mencionamos anteriormente en el artículo de “Conviértete en un fotógrafo freelance”, tienes que crear tu propia marca y diferenciarte.

 

Pero, ¿Cuál es el comienzo de la fotografía de la moda? Se hace saber que la primera fotografía de moda fue hecha a la esposa de Napoleón III, que se dejó fotografiar por muchos profesionales, mostrando sus glamurosos vestidos de la época. Lamentablemente, no cobró popularidad hasta 1920, cuando realmente se comenzó a utilizar como herramienta de publicidad y la moda empezó a ser accesible para todas las personas. 

Eugenia de Montijo
Eugenia de Montijo. Real Academia de la Historia

Después de 1920 y su auge en la industria, comenzaron a surgir grandes diseñadores, siendo París la meca de la moda, y de la mano de diseñadores, aparecieron exitosos fotógrafos para plasmar todas sus prendas. Y como todo en la vida, suceden cambios, y es a partir de la II Guerra Mundial dónde la moda dio un giro trascendental, sobre todo porque las mujeres comenzaron a usar pantalones, una prenda que, hasta entonces, era solo utilizada por hombres. Además, aparecen las primeras grandes modelos de renombre.

Algunos fotógrafos cómo William Klein o Richard Avedon, fueron más allá. Comenzaron a fotografiar a sus modelos en espacios abiertos, minimalistas… mucho más creativos, originales y arriesgados. Consiguiendo trasladar la fotografía al mundo del arte. 

Las grandes marcas como Vogue o ELLE, siempre han cubierto sus portadas con escenas o fotografías de lo más características, muy llamativas, saltándose las normas. Es muy importante en esta industria tener algo en cuenta, y es que muchas veces merece la pena saltarse las reglas, es decir, está bien seguir las tendencias pero crear nuevas te hace único, hay que probar cosas nuevas, innovar.

 

Es complicada la industria de la fotografía, y si el de la moda en general lo es, ser fotógrafo de moda también es complicado, pero nada es imposible. Trabaja duro, destaca, innova, cree en ti y dispara el flash sin miedo.

revista
Fotografía de moda. Pixabay

Conviértete en un fotógrafo de moda

 

Está claro que no somos profesionales de la fotografía, por eso te contamos cómo comenzar a dar tus primeros pasos en la fotografía de moda a través del blog del fotógrafo. En primer lugar hay que conocer el sector y los competidores, es decir, en cada localidad habrá un mercado y ciertas personas que lideren ese sector. Por tanto, tendrás que averiguarlo para estar preparado, investigar a tu competencia y ver como poder introducirte en ese mercado. 

 

En segundo lugar, necesitarás conocimientos previos. Está claro que, en general, no puedes introducirte en la fotografía sin antes saber cómo usar una cámara, por ejemplo, o los tipos de encuadres o enfoques. Menos aún si se trata del sector de la moda que, aunque sea todo muy creativo, la técnica prevalece.

Revista Vogue. Pixabay

Compra el material de principiante, no te gastes mucho dinero en una cámara o materiales que ni siquiera conoces, ve poco a poco. Conoce lo básico e investiga que material en concreto se necesita en esta industria. El blog nos recomienda:

  • Cámara réflex con un buen nivel de tolerancia al ruido
  • Un objetivo de amplio recorrido que te permita cubrir muchas posibilidades
  • Un Flash externo
  • Trípode y rótulas que permitan tanto estabilidad como flexibilidad
  • Baterías de repuesto

Por último, como en cualquier otro ámbito profesional, para aprender y dar tus primeros pasos, debes asistir a todos los eventos posibles, pasarelas y desfiles, realizar canjes, hacer pequeñas sesiones de fotos y, aprovechar al máximo todos los posibles contactos que puedas tener dentro o cerca de esta industria. 

Explora otras categorías